Cómo instalar RetroArch en Xbox One o Series X/S

Cómo instalar RetroArch en Xbox One o Series XS

La Xbox de Microsoft es una consola que tiene la ventaja de ser esencialmente una PC, lo que permite a los usuarios descargar e instalar no solo juegos, sino también aplicaciones y otras herramientas de manera fácil. Los amantes de los juegos retro estarán emocionados de saber que RetroArch está disponible para ser instalado en las consolas Xbox modernas, lo que significa que no solo pueden jugar los últimos y mejores títulos AAA en su Xbox, sino que también pueden retroceder en el tiempo y disfrutar de una variedad de juegos de consolas antiguas. Lo mejor de todo es que no es necesario hacer ninguna modificación en la consola para poder instalar RetroArch, ya que se puede descargar e instalar en un Xbox sin modificaciones.

Índice de contenido
  1. Por qué usar RetroArch en Xbox
  2. ¿Qué necesitas para usar RetroArch en tu Xbox?
  3. 1. Instala la tienda de aplicaciones Gamr13 en tu Xbox
  4. 2. Instala RetroArch en tu Xbox
  5. 3. Configurando RetroArch
  6. 4. Descargar núcleos
  7. 5. Descargar archivos del sistema central
  8. 6. Configure los directorios correctos
  9. 7. Establezca una tecla de acceso rápido en su controlador Xbox
  10. 8. Prepare su unidad flash USB
  11. 9. Transfiere tus ROM
  12. 10. Prepara tu USB para Xbox
  13. 11. Inicie RetroArch en su Xbox
  14. Preguntas frecuentes
    1. ¿Existe alguna diferencia en el rendimiento al ejecutar RetroArch en una Xbox One en comparación con una Xbox Series S/X?
    2. ¿Cuáles son los mejores núcleos para usar?
    3. ¿Necesito archivos BIOS para los emuladores?

Por qué usar RetroArch en Xbox

RetroArch es una interfaz que te permite acceder a una variedad de emuladores de consolas antiguas. Cuenta con una serie de funciones que te permitirán disfrutar de tus juegos retro favoritos. Sin embargo, su principal atractivo es que te permite tener todos tus juegos retro en una sola aplicación.

Además, con RetroArch, no tendrás que preocuparte por perder el acceso a tu cuenta Live, tus juegos o tus logros. Ya que estás jugando en una Xbox, el controlador de Xbox funciona automáticamente con todos los núcleos dentro de RetroArch, lo que significa que no tendrás que perder tiempo configurando los controles para cada emulador: podrás entrar directamente al juego.

Antes, para emular otras consolas en tu Xbox, necesitabas poner tu Xbox en modo de desarrollador. El modo de desarrollador está diseñado para que los desarrolladores utilicen consolas Xbox estándar para crear sus propios juegos y aplicaciones. Aunque poner tu consola Xbox en modo de desarrollador es seguro, tiene una desventaja importante. Para jugar, debes volver a cambiarlo al modo minorista, lo que requiere reiniciar la consola. Afortunadamente, RetroArch te permite ejecutar emuladores directamente desde el menú de tu Xbox, sin necesidad de modo de desarrollador. Aunque hay emuladores independientes disponibles para tu Xbox, en este tutorial te mostraremos cómo poner en marcha RetroArch.

Nos gustaría reconocer los esfuerzos del desarrollador independiente gamr13 por hacer posible este proyecto. juegosdeps no está asociado con gamr13 en ninguna capacidad. Para más información, se puede contactar con gamr13 a través de Twitter y Reddit.

¿Qué necesitas para usar RetroArch en tu Xbox?

  • Una consola Xbox: El proceso de instalación de RetroArch es idéntico para Xbox One/One X y Xbox Series S/X. Solo es necesario tener conexión a internet.
  • Una unidad USB: Esta es donde almacenarás todos tus archivos ROM y BIOS. Se recomienda utilizar una unidad USB 3.0. La capacidad de almacenamiento dependerá de las consolas que desees emular, ya que las consolas más nuevas tienen archivos ROM de mayor tamaño. Sin embargo, cuanto más grande sea la unidad, mejor, ya que tendrás la opción de agregar más juegos en el futuro.
  • Una PC: Necesitarás usar una PC con Windows 10/11 para formatear la unidad USB y transferir todos tus juegos.

1. Instala la tienda de aplicaciones Gamr13 en tu Xbox

Antes de poder descargar RetroArch, necesitarás hacer algunos preparativos.

  • Inicia el navegador Edge en tu consola Xbox desde la sección "Mis juegos y aplicaciones" en la página principal de tu Xbox. Si no tienes instalado el navegador Microsoft Edge, consigue de la aplicación Microsoft Store en tu Xbox.
  • Utilizando tu controlador Xbox como un mouse, dirige el navegador Edge a gamr13.github.io.
  • Descarga la tienda de aplicaciones Gamr13 haciendo clic en el botón verde "Descargar aplicación".
  • Aparecerá un mensaje informándole de que el sitio web está intentando acceder a Microsoft Store. Para continuar, haga clic en el botón "Abrir".
  • Al iniciar la aplicación Store, aparecerá el instalador de Gamr13.AppStore. Para continuar, haz clic en el botón "Instalar".
  • Una vez finalizada la instalación, Gamr13.AppStore debería aparecer en tu Interfaz Xbox. Iníciala.

2. Instala RetroArch en tu Xbox

Una vez instalada la tienda de aplicaciones Gamr13 en tu Xbox, es hora de instalar RetroArch.

  • Selecciona el icono de RetroArch y elige "Instalar" entre las opciones que aparecen.
  • Se le redirigirá al navegador Microsoft Edge, solicitándole que abra Microsoft Store. Seleccione "Abrir" para acceder a la aplicación Store.
  • Para instalar RetroArch, haga clic en el botón "Instalar".
  • Una vez finalizada la instalación de RetroArch, el icono debería aparecer en la Interfaz Xbox. Inicia RetroArch y espera unos minutos a que finalice el proceso de configuración.

3. Configurando RetroArch

Antes de poder disfrutar de tus títulos retro favoritos, es necesario configurar RetroArch.

  • En el menú principal de RetroArch, navega hasta "Actualizador en línea".
  • En la siguiente pantalla, verás varias opciones de actualización. No es necesario ejecutar todas, pero se recomienda seleccionar "Update Core Info Files", "Update Assets" y "Update Controller Profiles" antes de continuar. Esto asegurará que estés ejecutando las últimas versiones de todos los emuladores y disfrutes de una experiencia de juego más fluida.
  • RetroArch tardará unos minutos en descargar, extraer y aplicar cada archivo, por lo que es importante tener paciencia durante este proceso.

4. Descargar núcleos

RetroArch utiliza el término "núcleos" para referirse a los emuladores. Es importante descargar varios núcleos para tener una variedad de opciones y descubrir cuáles son los más adecuados para tus preferencias. Para descargar núcleos, sigue estos pasos:

  • En el menú principal de RetroArch, selecciona "Load Core".
  • En la siguiente pantalla, verás la lista completa de núcleos disponibles.
  • Selecciona los núcleos que desees descargar y comienza el proceso de descarga.
  • Una vez descargados, podrás seleccionar el núcleo que desees utilizar para cada juego.

5. Descargar archivos del sistema central

Simplemente dirígete a la parte superior de la página y selecciona la opción "Core System Files Downloader". Una vez allí, encontrarás una variedad de archivos ZIP que están específicamente diseñados para consolas específicas como la PSP o la Gamecube. Al elegir uno de ellos, se descargará el archivo BIOS correspondiente para esa consola. Aunque no es imprescindible, tener el archivo BIOS puede mejorar significativamente el rendimiento de la emulación.

6. Configure los directorios correctos

En general, RetroArch está configurado para seleccionar automáticamente los directorios necesarios. Sin embargo, en raras ocasiones, pueden seleccionarse directorios incorrectos. Si esto ocurre, será imposible iniciar emuladores o jugar a algún juego. Para confirmar que RetroArch está correctamente configurado, es aconsejable verificar la selección de directorios.

  • Accede al menú de configuración de RetroArch
  • En la ventana principal de la derecha, navegue hasta "Directorio" y selecciónelo. En la página siguiente, aparecerá una lista de directorios (por ejemplo, C:).
  • Localiza el directorio que contiene una cadena de caracteres; se trata de la carpeta RetroArch instalada en tu consola Xbox y normalmente se encuentra al final de la lista de directorios.
  • Elija este directorio y vaya a "Configs" -> Utilizar este directorio para realizar otras acciones.
  • Navegue hasta "Core Info" y seleccione el directorio RetroArch, seguido de "Información -> Usar este directorio".
  • Navega de nuevo a la opción "Databases", selecciona el directorio RetroArch, y luego procede a seleccionar "Base de datos -> Usar este directorio".

7. Establezca una tecla de acceso rápido en su controlador Xbox

Antes de empezar a jugar a tus juegos retro favoritos, tienes que asignar una tecla de acceso rápido. Todos los botones y controles se asignan de forma automática y precisa, lo que elimina la necesidad de asignar botones manualmente.

Una tecla de acceso rápido es un botón o combinación de botones del mando que se puede utilizar para salir rápidamente del juego y volver al menú principal de RetroArch. Sin esta función activada, los usuarios tendrían que cerrar RetroArch y reiniciarlo cada vez desde el panel de control de Xbox.

Para asignar una tecla de acceso rápido, sigue estos pasos:

  • En el menú de la izquierda, seleccione "Settings" y desplácese hacia abajo para seleccionar "Input".
  • Vaya a la página siguiente y desplácese hacia abajo para seleccionar la opción "Hotkeys".
  • Para asignar una combinación de teclas de acceso rápido, seleccione la opción "Menu Toggle Controller Combo".
  • Recomendamos seleccionar la opción Inicio+Seleccionar, ya que es la combinación de teclas de acceso rápido por defecto para RetroPie. Elija la combinación que mejor se adapte a sus necesidades entre las opciones disponibles.

8. Prepare su unidad flash USB

Para preparar la unidad flash USB, siga los pasos que se indican a continuación desde un PC con Windows.

  • Conecte la unidad flash al ordenador.
  • Cuando la memoria USB aparezca en la columna izquierda de la ventana del Explorador de archivos, haga clic con el botón derecho del ratón y seleccione "Formatear" en el menú desplegable.
  • Al abrir una nueva ventana se presentarán varios parámetros; sin embargo, el único que requiere atención se encuentra en "Sistema de archivos". Seleccionando el menú desplegable y eligiendo "NTFS", se completará la configuración.
  • Si lo deseas, puedes cambiar el nombre de la unidad en la casilla "Etiqueta de volumen". Por ejemplo, puedes ponerle "Xbox" o "Roms".
  • Para iniciar el proceso de formateo de su memoria USB, haga clic en el botón "Iniciar". Una vez completado, su dispositivo estará listo para su uso.

9. Transfiere tus ROM

  • Abre la memoria USB recién formateada y crea una carpeta titulada "GAMES" o "ROMS".
  • Dentro de esa carpeta, crea subcarpetas para cada consola que desees emular en tu Xbox. Por ejemplo, si quieres ejecutar juegos de Super Nintendo, crea una carpeta titulada "SNES".
  • Una vez creadas todas las subcarpetas específicas de tu consola, empieza a transferir los archivos ROM. Debería ser obvio, pero asegúrate de que las ROMs se colocan en la subcarpeta correspondiente de la consola. Por ejemplo, las ROM de Gameboy Advance deben colocarse en la carpeta GBA.

10. Prepara tu USB para Xbox

Una vez que hayas transferido tus ROMs a tu USB, navega por los menús correspondientes para asegurarte de que tu consola Xbox es capaz de leer el contenido del USB y reproducir tus ROMs.

  • En la ventana del Explorador de archivos, localice la unidad USB en la columna de la izquierda y selecciónela haciendo clic con el botón derecho. A continuación, seleccione "Propiedades" en el menú contextual.
  • En la ventana que aparece, seleccione la pestaña "Seguridad". A continuación, pulsa el botón "Avanzado".
  • Al abrir una nueva ventana, podrá hacer clic en el botón "Añadir".
  • Haga clic en "Seleccionar un director".
  • En la ventana recién abierta, seleccione el botón "Avanzado" para abrir otra ventana.
  • Para buscar, haga clic en el botón "Buscar ahora" situado a la derecha. Cuando aparezcan los resultados de la búsqueda, haga doble clic en "TODOS LOS PAQUETES DE LA APP".
  • En la siguiente ventana que aparece, seleccione "Aceptar" para cerrar la ventana. Ahora debería ver la ventana "Permiso de entrada para Tu_USB". Seleccione el botón "Aceptar".
  • Ahora deberías observar una ventana titulada "Configuración avanzada de seguridad para Tu_USB". Dentro de la sección "Permisos", asegúrate de que "TODOS LOS PAQUETES APP" está presente en la columna "Principal", y "Leer y Ejecutar" está visible en la columna "Acceso".
  • Para completar el proceso, asegúrese de que la casilla "Reemplazar todas las entradas de permisos de objetos secundarios con entradas de permisos heredables de este objeto" está marcada en la parte inferior de la ventana y, a continuación, haga clic en "Aceptar".
  • Es posible que aparezcan algunas advertencias de seguridad. Seleccione "" y "Continuar" para completar el proceso.
  • Tu USB está ahora preparado para ser retirado de tu PC y conectado a tu consola Xbox.

11. Inicie RetroArch en su Xbox

  • Una vez conectado el USB a tu Xbox, procede a iniciar RetroArch.
  • Vaya al menú principal y seleccione "Cargar contenido".
  • Se le redirigirá a una nueva página que muestra numerosos directorios. Desplázate hacia abajo y selecciona la unidad "D", ya que es donde se encontrará el contenido de tu USB.
  • Ahora debería observar una carpeta etiquetada como "GAMES" o "ROMS", según la opción seleccionada. Seleccione esa carpeta y observe las subcarpetas específicas de la consola creadas anteriormente.
  • Elige una subcarpeta para mostrar todas las ROMs de la consola.
  • Al seleccionar una ROM, es importante elegir el kernel más adecuado para ejecutar el juego. Generalmente, hay múltiples opciones a considerar, por lo que sugerimos experimentar con las distintas selecciones.
  • ¡Enhorabuena! Ya puedes disfrutar de emuladores y juegos retro en tu consola Xbox. ¡Pásalo en grande jugando!

Preguntas frecuentes

¿Existe alguna diferencia en el rendimiento al ejecutar RetroArch en una Xbox One en comparación con una Xbox Series S/X?

La respuesta es sí, hay una diferencia en el rendimiento al ejecutar RetroArch en una Xbox One en comparación con una Xbox Series S/X. Aunque puedes seguir los mismos pasos para poner en marcha RetroArch en ambas consolas, debido a que Xbox Series S/X tiene componentes más avanzados, verás un mejor rendimiento en esta consola en comparación con la Xbox One. En particular, si tu objetivo es emular consolas más potentes como Gamecube, verás un mejor rendimiento en una Xbox Series S/X. Sin embargo, Xbox One funciona bien con consolas de 8 y 16 bits como Super Nintendo y Gameboy Advance.

El rendimiento en consolas de 32 bits como PlayStation 1 puede ser impredecible. Por lo tanto, si tu objetivo es emular una consola de 32 bits, es posible que desees considerar una Xbox Series S/X para obtener el mejor rendimiento. En resumen, la Xbox Series S/X ofrece mejor rendimiento en comparación con la Xbox One, especialmente para emuladores que requieren más potencia, pero la Xbox One sigue siendo una opción viable para emular consolas de 8 y 16 bits con un rendimiento aceptable.

¿Cuáles son los mejores núcleos para usar?

La elección del mejor núcleo para usar con RetroArch dependerá de tus preferencias y de la consola que desees emular. Sin embargo, para ayudarte a empezar a jugar de forma rápida, te comparto algunas sugerencias para algunas de las consolas más populares:

  • Sistema de entretenimiento de Nintendo: Mesen
  • Gameboy, Gameboy Color, Gameboy Advance: mGBA
  • Super Nintendo: SNES9X o bSNES
  • Génesis/Mega Drive, Sega Master System, 32x, Sega CD: Génesis Plus GX
  • Sony PlayStation: DuckStation
  • Nintendo 64: Mupen64Plus Ten en cuenta que estas son solo sugerencias y que es importante investigar y probar diferentes núcleos para encontrar el que mejor se adapte a tus necesidades. Además, es importante señalar que los debates en los foros dedicados a esta pregunta son constantes y que siempre es bueno estar actualizado.

¿Necesito archivos BIOS para los emuladores?

Los archivos BIOS son necesarios para algunos emuladores para poder ejecutar tus ROM con mayor precisión. Sin embargo, no es necesario contar con estos archivos para poder jugar en la mayoría de los casos. Debido a las limitaciones legales, no podemos indicarte cómo obtener estos archivos. Sin embargo, si ya tienes archivos BIOS, puedes crear una carpeta llamada "Bios" en tu USB y colocarlos allí. Luego, puedes apuntar el emulador dentro de RetroArch que requiera un archivo BIOS al archivo necesario en tu USB.

En resumen, algunos emuladores requieren archivos BIOS para poder ejecutar las ROM con mayor precisión. Estos archivos no son necesarios para poder jugar en la mayoría de los casos, pero si los tienes, puedes colocarlos en una carpeta llamada "Bios" en tu USB y señalar el emulador dentro de RetroArch que requiera un archivo BIOS al archivo necesario en tu USB.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Cómo instalar RetroArch en Xbox One o Series X/S puedes visitar la categoría PC.

Felipe Arango

Me encanta los videojuegos, la tecnología y la ciencia, y disfruto escribir sobre ellos. Aquí, en Juegosdeps, doy rienda suelta a mi pasión.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Felipe Arango.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a hostinger que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Subir

Para mejorar su experiencia en el sitio utilizamos cookies para personalizar el contenido y los anuncios. Haga clic en Aceptar y cerrar para consentir la utilización de cookies. Más información